Piden no sacrificar a un perro que mató a sus dos amos

AbandoNoAnimal perro Alemania

En la ciudad alemana de Hannover un perro de raza terrier Staffordshire mató a sus amos: una mujer y su hijo. Las autoridades condenaron al can a muerte, aunque todavía no se ha concretado la ejecución.

Se ha creado una campaña masiva para salvar la vida del animal, ya que sus defensores alegan que el perro no tiene la culpa de la violencia que ejecutó.

Más de 250.000 personas han firmado una petición para pedir que Chico (el nombre del perro) no sea sacrificado. La ejecución estaba pautada para el lunes, pero tuvo que ser postergada.

"Chico no es el culpable. La gente es la responsable de sus comportamientos violentos", escribió Patricia Seibold, una de las firmantes. "El perro es inocente. Existe una campaña de odio en los medios en su contra”, dijo Petra Schmidt.

AbandoNoAnimal perro Alemania

Posibles causas del ataque

Los animalistas aseguran que la violencia del perro no ocurrió por casualidad. Dicen que generalmente es la respuesta al trato que reciben en casa. Si un perro es tratado con agresividad, es muy probable que responda de la misma forma.

"¿Es una tragedia la muerte de dos personas en Hannover? ¡Sí! ¿Es el perro el culpable? ¡No!, porque el problema de los ataques de perros siempre hay que buscarlo en el otro extremo de la correa”, es el mensaje que se lee en la petición publicada en el portal Charge.Org bajo el lema Dejad vivir a Chico.

La noticia de la muerte de Lezime K. de 52 años y el de su hijo Liridon de 27 conmocionaron a Hannover y a toda Alemania. La hermana de Liridon encontró los cadáveres en un piso de protección social. Los medios germanos aseguran que el can había sido adquirido por Lezime con el objetivo de defenderse de su esposo violento, y que el can pasaba todo el día encerrado en casa.

AbandoNoAnimal perro Alemania

Los vecinos y una veterinaria recordaron que Lezime estaba postrada en una silla de ruedas, y que su hijo tenía muy poca movilidad al padecer de una enfermedad en los huesos. Por esa razón el perro estaba todo el día encerrado en una jaula, lo que seguramente elevó sus niveles de estrés.

El perro se encuentra en un albergue, cuyo dueño ha asegurado que ha recibido muchas peticiones de adopción. Incluso algunas personas han intentado secuestrar al animal para salvar su vida.

Este caso abre un debate crucial: ¿se deben sacrificar a los animales que maten a personas sin evaluar las causas? Puedes dejar tu opinión en los comentarios.