Dos perras fueron cruelmente maltratadas en Tenerife – No hay detenidos

AbandoNoAnimal, maltrato animal

Existe un grave problema en las islas de España en lo que se refiere a la protección animal. El Partido Animalistas Contra el Maltrato Animal (Pacma) ha denunciado el maltrato al que son sometidos los animales de compañía en las islas de nuestro país. Es una situación preocupante ya que las autoridades en esas comunidades no toman cartas en el asunto ni endurecen las penas por los delitos de maltrato animal que se cometen con total impunidad.

Pacma ha manifestado su descontento y malestar por dos graves casos de maltrato animal ocurridos el pasado 29 de noviembre en la isla de Tenerife: se rescataron a una perra muy anciana con un grave y deplorable estado de salud y una podenca a la que cruelmente le fue atada una cuerda en su hocico.

AbandoNoAnimal, perros

El maltrato animal en las islas sigue impune

Los animalistas usaron las redes sociales para publicar las dolorosas imágenes de las perras. La podenca tenía el hocico gravemente inflamado, infectado y con carne necrótica producto del prolongado apretamiento de la soga.

Por otro lado, la perrita anciana tenía problemas oculares, problemas cutáneos, tumores y su pequeño cuerpo estaba cubierto por una espesa maraña de pelo podrido. Además, ninguna de las perras contaba con el microchip de identificación obligatorio.

El rescate de ambas perras ha sido exitoso gracias a la coordinación y colaboración de vecinos voluntarios. Sin embargo, la perra anciana tuvo que ser sacrificada debido a una grave afección cardio-pulmonar, mientras que la podenco ha sido acogida por la Protectora Brigada Animalista. En las diferentes islas de España es común el maltrato hacia los animales. Los delitos por este tipo de actos son exonerados a cambio de multas insignificantes.

AbandoNoAnimal, delito por maltratos

Desde Pacma explican que es muy habitual en las islas ver este tipo de maltratos de perros amarrados o encerrados en agujeros, mientras que las autoridades competentes que atienden las denuncias no toman represalias legales contra este tipo de actos.

La razón por la que en casos de maltrato animal no existe un severo castigo es porque la ley actual no contempla ni el encadenamiento ni el hacinamiento como delitos, a pesar de que está claramente demostrado que los animales sufren física y psicológicamente por este tipo de maltratos.

"Mientras el maltrato animal sea un problema de segundo orden, casos como los mencionados pasarán a formar parte de la cotidianidad, poniendo en duda el progreso social y la sensibilización de la que presumen los países del primer mundo en materia de bienestar animal", manifiesta Pacma.