Conoce la gravedad del virus del moquillo en los perros

AbandoNoAnimal, perros

Existe una enfermedad peligrosa e incurable llamada Distemper, mejor conocida como moquillio canino. Se trata de una patología transmitida por un virus que afecta el sistema digestivo y respiratorio de los perros de forma irreversible. Lamentablemente, el 50% de los casos termina en desenlaces mortales. No obstante, el moquillo canino tiene menos probabilidades de manifestarse si el animal de compañía está vacunado.

Es importante tener conocimiento sobre cómo aparece la enfermedad, sus síntomas y el tratamiento adecuado para poder ayudar a nuestro animal de compañía. De esta manera podemos proteger a nuestro perro, o en caso de que esté infectado, sabremos cómo proporcionarle una mejor calidad de vida.

Cómo se transmite y síntomas del moquillo canino

El moquillo canino es una enfermedad transmitida por un virus altamente contagioso. De acuerdo a los expertos, el virus del moquillo estructuralmente es muy similar al virus del sarampión humano. En el caso de los perros, el moquillo es una de las patologías con mayor riesgo para la salud y vida del animal.

AbandoNoAnimal, virus

La transmisión del virus ocurre a través de diferentes secreciones como la orina, saliva, heces o exudados respiratorios y conjuntivales de animales infectados. Tan solo basta que un perro sano entre en contacto con un can enfermo o que inhale las partículas del virus del ambiente para que se enferme. Tras un período de incubación que oscila entre los 6 y 8 días, el virus se disemina por el torrente sanguíneo llegando a diferentes órganos.

Esta enfermedad puede afectar a perros de todas las edades, pero generalmente aparece en cachorros que a partir de las 6 o 12 semanas de haber nacido no han sido vacunados. También son más propensos los perros ancianos que no cuentan con un sistema inmune fuerte.

Los síntomas que generalmente se presentan en el perro infectado son: secreción amarillenta o acuosa en fosas nasales y ojos, vómitos, diarrea, tos, fiebre, falta de apetito y endurecimiento de las almohadillas de las patas. Cuando la enfermedad está avanzada los perros pueden sufrir del sistema nervioso, parálisis, espasmos y convulsiones.

AbandoNoAnimal, moquillo

Tratamiento y consejos

Lamentablemente, no se ha encontrado la cura que acabe con el virus del moquillo canino. Por tanto, ante la presencia de alguno de los síntomas lo recomendable es llevar a tu perro al veterinario para que le realicen las pruebas pertinentes y pueda recibir tratamiento.

Sin embargo, al tratarse de una infección viral los expertos concluyen que no existe un tratamiento específico. A los perros con estos síntomas se les suele aplicar medicamentos para la deshidratación, infecciones secundarias, tics, parálisis y ataques epilépticos.

Los especialistas advierten que el moquillo canino suele ser una enfermedad fatal que muchos perros no logran superar. Los veterinarios instan a respetar el calendario de vacunación de los animales domésticos como medida preventiva frente al contagio de este virus. La vacunación debe realizarse a los 45 días de edad, las dosis de refuerzo a los tres meses y una dosis anual.